POESÍA Soy el hombre que busca la luz | Jesús Espinosa Arellano


RECUERDOS EN EL DESIERTO

Tapizan los recuerdos la vereda de mi añoranza;
soy el hombre que busca la luz
en el triste y gélido salón del desierto.
En sus pasillos arrastran mis pasos
dejando huellas en el vaho del silencio.

Paramos que brindan con el rocío de mi llanto;
soy el polvo de rocas
en la niebla de tu linaje,
evoco las dunas en el templo de mi ojos.

Languidez en el último canto de las flores
marcando el final de la floresta
de mi arenisca piel;
sombras que susurran espinas y palabras
en la cálida brisa de mi amanecer.


MATORRALES DE LA NOSTALGIA

Rotas las palabras en el sonido del desierto,
en el respirar de la arena,
pecados en las espinas;
los ojos entre el polvo del ayer.

Entre matorrales de nostalgia se desenvuelven
las visiones que se han perdido
en el lamento del coyote;
murmullos en las dunas.

Prevalecen los senderos cambiantes del viento
en nuestro atardecer,
cedo a la fría paz de las estrellas
los vestigios de nuestros sueños.

Redención del fuego en los actos del caminante,
eco en el horizonte de sus pasos y
entre las nuestras tormentas
las Noas florecen en la herencia del tiempo.


JESÚS ESPINOSA ARELLANO (Gómez Palacio, Durango). Escuela de Bachilleres de La Laguna, A.C., Universidad Autónoma de Coahuila, 1992 a 1994. Licenciatura en Psicología, Universidad Juárez del Estado de Durango. Cuarto año, 1996 a 2000.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Recordamos a nuestros lectores que todo mensaje de crítica, opinión o cuestionamiento sobre notas publicadas en la revista, debe estar firmado e identificado con su nombre completo, correo electrónico o enlace a redes sociales. NO PERMITIMOS MENSAJES ANÓNIMOS. ¡Queremos saber quién eres! Gracias.