Header Ads


POESÍA Hay ciudades | Eduardo Hennings


A todos los argumentos
digo “No”,
pues yo, que aquí he vivido
desde siempre,
bien sé:


Ninguna ciudad hay
más bella
que la mía.


Conozco
que hay ciudades cuya longitud
triplica a esta,
y que incluso algunas
son ´mega´.
Sin embargo,
poco significan esos aspectos.


Hay ciudades
que nadan en su riqueza,
otras que duermen en su paz
y varias que bailan
en la simulación
de absoluta felicidad.
Empero,
por esto no se mide
su belleza.


En mi pequeñez
afirmo grandemente:
mi ciudad
es, sobre todas,
la mejor.


Hay ciudades
con caminos de piedra,
a los cuales la lluvia moja
y obscurece un poco;
hay ciudades
con paredes hechas
a la blancura de las nubes;
hay, también, ciudades
de las cuales puede decirse
mucho de sus historias,
pues en ellas se encuentra
la sensación
de otro mundo;
hay ciudades
que parecieran romper
la convicción
de este poema;
hay ciudades
con miradores a lagos
y rústico aire
interesante;
hay ciudades
de alboroto extraordinario,
una fiesta
por el día, la tarde y el anochecer;
hay ciudades
que quitan la cordura
por su luz;
ciudades que a la noche son un cielo;
y otras
de dimensión estética
impensable.
No obstante,
ninguna
tiene la hermosura
de la que es dueña
la ciudad mía.


Será su gente,
será un alma
o será mi pecho arraigado…

▁▁▁▁▁▁▁▁▁▁▁▁
EDUARDO HENNINGS. Soy de Santa Catarina, Nuevo León. Mexicano como el que más. Tengo dieciocho años, cinco de lector. Escritor por contagiosa necesidad, y poeta por enamorado e idealista terminal. Publicado en la antología de relatos El alma está en las calles, de Canto del Libro Editorial, y ganador en la III Convocatoria Parasubidas Poético Revista LIJ Ibero con un alejandrino de fomento a la lectura. Facebook: Eduardo Hennings.

No hay comentarios

Recordamos a nuestros lectores que todo mensaje de crítica, opinión o cuestionamiento sobre notas publicadas en la revista, debe estar firmado e identificado con su nombre completo, correo electrónico o enlace a redes sociales. NO PERMITIMOS MENSAJES ANÓNIMOS. ¡Queremos saber quién eres! Gracias.